Vicioplanet

Análisis RAGE

McRillo November 2, 2011 360, Análisis, PC, PS3 7 Comments on Análisis RAGE

John Carmack, la leyenda de los shooters en primera persona, creador de los legendarios Wolfenstein 3DDoom o Quake, vuelve a la palestra  con su nueva propuesta Shooter-FPS (en primera persona) para PS3, 360 y PC.

Bajo el emblemático sello creador id Software, Bethesda, tal como hico con la saga Fallout nos vuelve a transportar a un mundo post-apocalíptico.  Después de una larga espera de casi 5 años de desarrollo.

UN MUNDO POST-APOCALÍPTICO… DE NUEVO

La historia comienza cuando un meteorito estrella contra la tierra, provocando de manera irremediable un cataclismo global que provocará la desaparición de prácticamente toda la humanidad.

El proyecto Arca, nace con la misión de criogenizar a algunos sujetos y protegerlos en unas cápsulas especiales ante el inminente desastre. Nuestro protagonista, del que no conocemos ni su nombre ni nada referente a su vida pasada, acaba siendo el único superviviente de su grupo. Despertando, entonces, después de un largo letargo y siendo testigo del trágico destino de sus compañeros de experimento y en lo que se ha convertido la humanidad y la Tierra tal y como la conocía.

Nuestra misión será clara…y típica: Ayudar a los colonos y supervivientes humanos, de la amenaza de mutantes y bandas malhechoras que asestan todo el Yermo (¿¿a que os suena??). Aunque una organización llamada La Autoridad tiene especial interés en nuestro personaje y en el proyecto Arca y nos acechará durante toda la aventura con un único interés oculto en nuestro personaje y que no puedo adelantar.

RAGE Screenshot

Lo que está claro es que pese a ser una historia bastante trillada con clara inspiración en la cinematografía de MadMax y otras propuestas tipo Borderlands o como decía, Fallout, la historia presenta algunos giros argumentales que al menos no la convierten en una trama predecible, aunque sí muy estereotipada.

JUGABILIDAD

Viniendo de la mano de id, como no podía ser de otra forma, el juego se presenta como un shooter en primera persona y como novedad, con claros tintes de conducción, y es que durante la misión principal, deberemos desplazarnos por el extenso mapeado abierto conduciendo varios vehículos que iremos consiguiendo. Muchos de los vehículos, van provistos de distintos tipos de armamento como minas de tierra, metralletas, misiles guiados, escudos protectores o cañones de plasma, y nos ayudan ante la amenaza de otros vehículos de algunas bandas. Gracias a la ayuda de un minimapa, llegamos a nuestro destino, por lo que una vez bajamos del coche va siendo hora de acometer nuestra misión en primera persona.

Tanto la misión principal, como las misiones secundarias son las típicas de ir a un lugar con el vehiculo, adentrarse en unas instalaciones o guaridas enemigas y acabar con la banda de rigor, activar un objeto o recoger cierto material. Pese a lo que parecía en un inicio, no esperéis un enfoque rolero, como vimos en Borderlands (ni mucho menos Fallout 3, claro). La propuesta jugable, es la típica a la que nos tiene acostumbrados Camark, por la que la acción prima por encima de todo, aunque esta vez aderezado con divertidos desplazamientos y  batallas en vehículos. Además existen recompensas al realizar saltos especiales destruyendo unas sondas en puntos determinados, como en rampas, acantilados o desniveles. Tampoco estarán presentes la selección de respuestas en diálogos, de hecho a nuestro personaje no se le oye en ningún momento de la historia, y a la larga veremos que no cuenta con ningún tipo de carisma.

RAGE Screenshot

Independientemente de la historia principal, algunos de los personajes repartidos por los poblados del yermo son los que nos irán determinando las misiones a realizar, con la consiguiente recompensa en forma de dinero, objetos y armas. Olvidaros, entonces, de incrementos de nivel y evolución del personaje y habilidades.

Como misiones secundarias destacan las de mensajero de Stanley Express en las que deberemos recoger unos paquetes con el vehículo repartidos por el mapa con una dificultad creciente y a la larga, endiablada. Otras son las de Mutand Bash TV, que pese a conocerla irremediablemente en la aventura principal, podremos volver a este sádico concurso televisivo para acabar con todas las oleadas enemigas en un tiempo límite y a lo largo de varios niveles. Aunque por encima de todo destacan las carreras de coches, repartidas en varios torneos (tipo Motorstorm),  en las que competimos contrareloj, o bien contra otros vehículos armados para poder conseguir mejoras en el vehículo y dinero. Sin duda un buen aliciente que refresca bastante la jugabilidad del título.

También encontraremos unos tenederos dónde comprar o vender munición (que os aseguro que no sobra), objetos y mejoras para los vehículos. Aunque uno de los alicientes es comprar planos para crear objetos como torretas, robots de combate, granadas, coches teledirigidos, munición especial o los divertidos y afilados windsticks, entre muchos otros… eso sí, antes deberemos recoger por los escenarios y en los cuerpos de enemigos ciertos objetos concretos que nos designa cada plano.

RAGE Screenshot

Algo que se ha criticado, aunque considero que es sello de la casa es que los puntos de control son escasos y en caso de muerte, reiniciaremos la misión desde el principio. También la opción de “guardado” es voluntaria, y en cualquier momento podemos pausar el juego y guardar el progreso para continuarlo en el mismo punto a posteriori; aunque ¡ojo!, esto sabéis que puede ser un arma de doble filo, en el caso de guardar en el lugar y momento equivocados (por ejemplo, rodeado de enemigos y sin munición, etc.), con el consiguiente reinicio de nivel. Aunque gracias a un desfibrilador incorporado en nuestro misterioso cuerpo se nos permitirá, mediante una divertida secuencia de movimientos con los dos sticks, realizar una descarga que nos revivirá al instante. Esta vez, las vendas que encontremos actúan como los archiconocidos botiquines de salud.

Aún con sus amplios mapas y afán por ofrecer una pizca de sandbox, quizás se eche en cara cierta linealidad pese a contar con algunas misiones secundarias, puesto que irremediablemente el curso de la historia nos determina el orden de las misiones a cumplir. También los escenarios y guaridas, aún ofreciendo tamaños correctos, son algo cerrados al no contar con demasiadas rutas alternativas. Tampoco contamos con un extenso número de misiones secundarias, y la exploración queda muy relegada a un segundo plano, por la carencia de este tipo de misiones opcionales y objetos ocultos… quizás es un aspecto que hubiese mejorado bastante la experiencia implementando un orden de consecución de la trama principal más aleatorio, al igual que en las misiones secundarias. Es síntesis os diré que cualquier cueva o instalación que encontremos cuando viajemos en coche, la visitaremos casi con toda seguridad en el transcurso de la historia, desincentivando la exploración que os comentaba antes.

RAGE Screenshot

Contamos con un número de armas correcto en las que encontramos las clásicas pistolas, escopetas, rifles de asalto, snipers, lanzamisiles o incluso una ballesta. Además de añadir y comprar mejoras como visores o cargadores ampliados, podremos obtener, incluso fabricar mediante los planos antes comentados, munición especial para cada tipo de arma (incendiaria, explosiva, reforzada, electrificada…). Se lleva la palma unos virotes de telequinesia para la ballesta, con los que podremos controlar durante unos segundos al enemigo alcanzado para después explotarlo. Tened en cuenta que sigilo os beneficiará a la hora de acabar con ciertos enemigos y no malgastar la escasa munición.

Lo que más os llamará la atención en el apartado jugable es la genial y brutal IA enemiga, y es que pocas veces hemos visto enemigos que nos hacen amagos ante nosotros agachándose, saltando o rebotando por las paredes para evitar nuestros disparos. Sin duda acabar con cada uno de estos sujetos es realmente satisfactorio. Lejos queda eso defender la IA de un juego porque los enemigos esquivan una granada o simplemente se parapetan, el trabajo de id da un enorme paso en este campo. Al más puro estilo Bioshock, muy puntualmente, podremos electrificar el agua o hacer explotar los típicos barriles inflamables… aunque como he dicho: muy puntualmente (quizás demasiado, pudiéndose haber explotado más está opción).

De los cuatro niveles de dificultad os recomiendo empezar por el tercero, puesto que los dos anteriores son bastante asequibles y es una buena opción para alargar las cerca de 15 horas que os durará la historia. Las misiones secundarias, alargarán unas horas la duración, aunque seguro que nos entretendremos con alguno de los minijuegos que nos proponen algunos habitantes de las ciudades y poblados, consiguiendo además, un dinero extra. Podremos jugar al clásico juego del cuchillo, dónde deberemos pulsar el botón en el momento adecuado para no clavar el filo en nuestra mano, o bien disputar una partida a un sencillo juego de tablero holográfico; pero el juego con el que más nos entretendremos es un divertido juego de cartas cuya complejidad hace que con un poco de práctica acabemos haciendo más de una partidita, siendo uno de sus atractivos, que las cartas de nuestro mazo son las que iremos encontrando como objetos ocultos por los escenarios.

RAGE Screenshot

APARTADO TÉCNICO

Si bien ya he hecho mención a la genial IA anteriormente, el apartado técnico destaca especialmente por un potente acabado gráfico, fruto del nuevo y propio motor IdTech5. Pese a que las versiones de consolas están a un nivel similar, la de PC, está un peldaño por encima en calidad, pero, pese a sus elevados requisitos mínimos, está lejos de lo que sus competidores ofrecen en la misma plataforma.

A nivel general, el juego nos sorprenderá desde el primer instante, aunque a la vez seremos testigos de su principal defecto, y es que la gestión de texturas no está bien implementada, y presenta unas cargas de las mismas muy notoria y recurrente. También se echa de menos unos entornos algo más destructibles e interactivos.

Sin duda un aspecto que ensombrece sobremanera, el genial trabajo artístico en todos los escenarios, tanto interiores como exteriores y en los diseños de los objetos, enemigos, personajes y vehículos que encontramos. La tasa frames no decae en ningún momento, funcionando el juego a perfectamente a 60fps, hasta en momentos de conducción con continuas explosiones y varios vehículos en carrera. La sensación de velocidad en la conducción es genial, especialmente en momentos en los que pulsemos el turbo, que mediante un conseguido zoom, nuestra cámara se situará unos metros más retrasada para ampliar el campo de visión.

RAGE Screenshot

Apenas veremos ningún popping, ni tan siquiera en conducción, aún contando con escenarios bastante cargados de elementos y texturas. Los efectos de luces y sombras, el agua, las ráfagas de polvo, el fuego y las explosiones son para quitarse el sombrero. Todo recreado para conseguir una ambientación post-apocalíptica, que pese a estar muy menida, acompaña perfectamente a la acción y la trama. Las texturas faciales son notables, compensando cierta inexpresión en algunos rostros.

Quizás en algún caso os topéis con algunos bugs o fallos que nos harán caer del escenario literalmente (con la obligación de reiniciar desde el último guardado) o veremos cómo algún enemigo abatido, por un error en el motor de físicas continúa “tiritando” en el suelo.

Los diseños de los enemigos son excelentes y variados (personalizados para cada banda) y sus animaciones, perfectamente conjugadas con la soberbia IA, nos dejarán sin palabras. Algunos de los enemigos tienen tamaños considerables, y aparecen a lo largo de la aventura a modo de Big Boss.

Pese a la preinstalación de cerca de 8Gb, en el caso de PS3, se hubiese agradecido menores tiempos de carga entre escenarios o eventos (entre las carreras) y mayor optimización de las dichosas cargas de texturas.

RAGE Screenshot

MÚSICA MAESTRO!!

Rage nos deleita con una banda sonora, variada y amplia que acompaña de manera deliciosa el ritmo de la acción. Sorprenden algunas melodías en ciertas misiones de guaridas enemigas, dónde se consigue un halo misterioso y una ambientación pausada y tétrica.

Como viene siendo habitual en los trabajos de id Software, los sonidos FX, no desentonan con el apartado musical, y destaca por encima de todo todos y cada uno de los sonidos de armas, algo que ya apreciamos en trabajos anteriores como Doom o Quake.

Para rizar el rizo el juego viene doblado al castellano, con un nivel de interpretación muy bueno y loable… no se puede pedir nada más en este aspecto.

RAGE Screenshot

MULTIJUGADOR

Pese al multiplayer, que ahora veremos, está claro que los esfuerzos de Camarck se han centrado en la aventura principal, relegando la opción multijugador a un segundo plano.

Tendremos dos modos de juego: el Road Rage y Leyendas del Yermo. En el primero podremos jugar exclusivamente online contra otros jugadores en distintas carreras, dónde deberemos acabar en primera posición, acabar con los oponentes o recoger el mayor número de balizas que caen del cielo; siendo su principal handicap la poca variedad de mapas, al ser seis su número total. En el caso de leyendas del Yermo, serán minimisiones que no tienen porque tener relación con la historia principal, pero que cumpliremos junto con algún amigo de manera cooperativa. Son misiones de unos veinte  minutos de duración bastante típicas pero entretenidas. Se agradece la inclusión en este modo de la opción de jugarlo a pantalla partida… aunque, ¿porqué no se incluyó la pantalla partida para las carreras?…

El multiplayer, como veis, no destaca ni en calidad ni en cantidad, por lo que deberéis pensar en Rage como una experiencia individual, y esta opción multijugador nos permitirá alargar unas pocas horas la vida del juego. La mayor prueba es que apenas hay logros o trofeos en este modo de juego.

YouTube Preview Image



Apartado gráfico pese a lenta gestión de texturasDoblado al castellano con genial banda sonora y efectos sonoros

Duración atípica en un shooter (entre 15 y 20 horas según la dificultad)

IA enemiga que engrandece la jugablilidad

Carga de texturas lentísimaPese a su orientación light de sandbox, cierta linealidad y poca exploración

Historia y ambientación post-apocalíptca demasiado explotada.

VALORACIONES

Un grandísimo shooter que cumple sobradamente en todos sus aspectos. Pese a su laguna gráfica, con el tema de las texturas, y algún pequeño bug, el motor del juego nos sorprende y corre perfectamente, acompañado de un genial apartado sonoro, en todos sus sentidos.

Está claro que es un shooter con el que nos divertiremos en solitario, siendo su multijugador totalmente testimonial. La jugabilidad es genial, especialmente por el comportamiento de la IA enemiga, aunque se podría haber explotado más la vertiente exploradora y/o sandbox, para restar cierta linealidad en la aventura. Un juego del que algunos (maldito hype) esperábamos fuese uno de los candidatos a juego de año, pero que en cualquier caso divierte muchísimas horas y se presenta como un genial shooter con algún toque fresco.

Comparte este artículo!

Acerca del Autor

Jugón desde la época de los Cassettes, con serias intenciones de montar un golpe de estado para que vuelvan los cartuchos. Se mueve en el entorno laboral financiero, nada que ver con los videojuegos ni la tecnología, y hasta aquí puedo leer. Un crack de las consolas, obsesionado en conseguir trofeos (logros no, que no tiene 360), pero un verdadero patán con los ordenadores (tan solo capaz de usar el pack del Office y el Lotus) y todavía peor en las redes sociales, hasta el punto que hay que llamarle para decirle que tiene un mensaje en Facebook.

7 Comentarios

  1. Diego November 2, 2011 a las 8:23 am

    Pues si, una lástima la carga de texturas, q a la q te giras vuelve a cargarlas. Eso sí, ni rastro de popping y los tiempos de espera son muy amenos
    Un gran texto, como todos los de esta casa

  2. Darth Ka November 2, 2011 a las 10:19 am

    Con Borderlands y Fallout tengo suficiente post-Apocalypse para rato.

  3. Paquito November 2, 2011 a las 11:34 am

    Como ya es habitual, pedazo análisis que se marca McRillo
    Personalmente, el juego me está gustando bastante, cierto es lo de la carga de texturas, pero se nota la mano de Carmack. Se lo recomiendo a todo el mundo

  4. Rafa November 2, 2011 a las 11:38 am

    Completamente de acuerdo con la nota y lo q comentáis. Pequeños detalles no le han permitido llegar al shooter q nos vendieron. Aún así, hay q jugarlo SI o SI, pq FPS de esta calidad no hay muchos

  5. Dani November 2, 2011 a las 4:56 pm

    gran juego, sí señor. Lo estoy jugando en PC y estoy gozando de lo lindo, ningún problema de texturas ni esas cosas. Se nota el desfase con las consolas q da gusto
    Buen análisis

  6. Clark November 2, 2011 a las 5:05 pm

    Llevo jugándolo 3h y la verdad es que me está encantando. Desgraciadamente lo he tenido que dejar aparcado temporalmente para poder hacer otros análisis, pero en cuanto lo retome no lo suelto.

    A pesar de estos fallitos gráficos (ocasionados por esta implementación a consola, pues en PC no sucede), el juego es un Must Have en toda regla. El sello de Carmack se nota sobretodo en las armas, en ningún otro juego suenan como en los juegos de este crack. Amén de esa IA que comentas, en jamás he visto semejante inteligencia, es chunguísimo darles en toda la cabeza 😉

    Quienes quieran disfrutar de un buen shooter, que no se lo piensen mucho, este es de los mejores del año

  7. darthkafka November 3, 2011 a las 8:23 pm

    Ahora estaba a 40 pavos con la edición esa Anarchy, creo. Pero por aquí, en Game y Fnac… no?

Deja tu comentario